Archive for the Tracción Category

Dos caras del viento: trucos y freestyle con cometas acrobáticas frente al deporte y la adrenalina de las cometas de tracción

Posted in Acrobaticas (stunt kites), Momentos, Mountain & Buggy, Power kites, Tracción with tags , , , , , , on 7 noviembre, 2014 by kitesandwind

Hace tiempo que no me siento a paladear los momentos disfrutados con el viento… pero por suerte ha habido muchos de esos momentos. El disfrute del mundo de las cometas tiene en buena parte su razón de ser para mi en la gran diversidad de estructuras voladoras que podemos elevar sujetas de uno, dos, tres o cuatro hilos a nuestras manos. Esa diversidad de ingenios voladores lleva aparejada una diversidad tambien en las actividades que con ellos se pueden hacer. Segun el sitio, el estado fisico, la hora del dia, la compañía, el calor o el frío que haga a uno le puede apetecer la sutileza de una cometa planeadora que se desliza sobre un mar aéreo sin esfuerzo y sin prisa, el desafío de coordinar su vuelo con un compañero ejercitando trucos o figuras geométricas con una cometa acrobática, o bien disfrutar a tope con el chute de adrenalina que se deriva de la velocidad, la aceleración y los cambios de rumbo cuando una cometa de tracción te impulsa con tu patín o tu buggy.

Hoy he querido rescatar dos vídeos que edité hace mas de un año y que su comparación ilustra esta diversidad del mundo de las cometas.

En el primer vídeo me “bautizan” haciendo por primera vez la legendaria “ruta del sapo” en Zalduendo, Burgos, de la mano de dos expertos pilotos de buggy, Carlos Proki y Ruben Sereno, que me llevan por el recorrido, me ayudan cuando mi cometa cae al ir en empopada y no saber mantener tensión y me bautizan con el agua sagrada del pilón de un prado de ganado que atraviesa la ruta …

https://www.youtube.com/watch?v=aXOgpOt9HMo

En el segundo vídeo comparto el aire con mi amigo Michele, especial piloto de cometas acrobáticas que vive en Varennes, creca de Montreal, Canadá, junto a una inmensa y verde superficie acunada por el gran rio San Lorenzo ideal para volar cualquier cosa… un dia estupendo de verano sin mas agenda que probar trucos, volar juntos y disfrutar de la suave brisa que corre junto al río…

https://www.youtube.com/watch?v=nLhci8ehSKk

Un fin de semana de mucho viento en Chozas (León) con kite buggies y mountains

Posted in Mountain & Buggy, Power kites, Tracción with tags , , , , , , on 7 diciembre, 2013 by kitesandwind

 

En Abril de 2013 nos juntamos unos cuantos locos de las cometas de tracción con nuestros buggies y mountains en un lugar tan especial como ventoso: el aeródromo de Chozas, en León. Hizo un frío importante, pero ni eso ni las fuertes rachas de un viento rabioso nos desanimaron. Con la gozada de poder dormir “a pie de obra” y de compartir muchos buenos ratos con los que allí nos juntamos de muchos puntos de España, pasamos unos grandes dias para el recuerdo.

 

Cuando el viento era ya demasiado furioso para ir en el mountain de forma segura, sacamos nuestros buggies. Con la pequeña cometa Access de 4 metros nos divertimos muchos tanto pilotando el buggy como controlando la cometa que cruzaba la ventana a gran velocidad.

 

Gracias a todos los que hasta alli se acercaron por hacer del encuentro una experiencia estupenda y a los “jambines” de Chozas por acogernos y tratarnos tan bien. Seguro que repetimos.

Aqui un video de uno de los dias:

 

 

 

 

Escuela de cometas de tracción

Posted in Mountain & Buggy, Power kites, Tracción, Volando en familia with tags , , , , , , on 1 abril, 2013 by kitesandwind

En Santa Cruz de Mudela nos hemos juntado una buena panda de amantes del viento, impulsados por nuestro irrepetible Luis, con el que hace ya unos años comprobamos las bondades de este rincón manchego para las cometas de tracción. Poco antes de terminar el 2012 y aprovechando un día frío pero de buen sol, nos juntamos bastantes amigos junto al campo de golf (de secano, asi que muy ecológico!) de Santa Cruz de Mudela y nos pusimos a rodar. Pero sobre todo a intercambiar experiencias y equipamiento e introducir en el vuelo de cometas de tracción a jóvenes y no tan jóvenes.

 

En mi caso, disfruté no ya con Alba, que se las apaña muy bien sola, si no con mi hijo Diego, que ya ha volado bastantes cometas, pero está poco menos que empezando a combinarlas con el buggy y el mountain. Resultó un día entrañable que nos propusimos repetir!

 

 

Santa Cruz I

santa cruz II

Santa Cruz III

Santa CRuz IV

 

 

Atardecer de navidad con cometas de tracción

Posted in Mountain & Buggy, Power kites, Tracción with tags , , , , , on 30 marzo, 2013 by kitesandwind

En uno de los inviernos mas lluviosos que se recuerdan, salió el sol y el tiempo nos dio una tregua justo en esos días de Navidad en los que uno anda dudando entre quedarse en casa o salir de paseo…

Un viento suave, una luz fría pero sugerente y una buena compañía de amigos venidos de distintos puntos para aprovechar esos días cortos volando y rodando en la estupenda campa de Zalduendo, verde y tierna con tantas lluvias. Se sumó además mi hija Alba, así pues ¿que más podía pedir? Unas horas deliciosas rodando con calma, yendo y viniendo, probando posturas nuevas como el fakie y ensayando pequeños saltos…

atardecer navidad I

 

atardecer navidad II

 

atardecer navidad III

Celebrando el viento en la Franqui

Posted in Momentos, Mountain & Buggy, Power kites, Tracción, Volando en familia with tags , , , , , on 9 septiembre, 2012 by kitesandwind

El rincón costero de la Franqui, junto al Mediterráneo francés es un lugar increible para los deportes de viento tanto en tierra como en mar. Con unas salinas que se desecan casi completamente en verano y dejan kilometros de un suelo duro, liso y compacto, es una de las mecas de carrovelas, y kite mountains y buggies. Por segundo año consecutivo pudimos organizar una semana en este lugar tan singular en compañía de mi hija Alba y mi buen amigo Luis, asi como de varios buenos amigos mas con los que pudimos coincidir en estos dias de agosto. El viento fue relativamente flojo para lo que suele ser en este lugar, soplando de mar, lo que lo hace laminar y agradable aunque es perezoso para arrancar por las mañanas… Disfrutamos mucho y tuvimos buenas ocasiones para aprender nuevas tecnicas y trucos, y seguir viendo nuevas cometas e ingenios voladores y rodantes que siempre se juntan en la Franqui. A continuación un video y algunas imágenes…

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Una semana en el paraiso resumida en cinco minutos

Posted in Momentos, Power kites, Tracción, Viajes, Volando en familia with tags , , , , , , , on 18 agosto, 2012 by kitesandwind

Agosto de 2012 comenzó de las mejores formas que podía hacerlo, con amigos, mi hija Alba y las cometas en el paraiso de la Franqui. Un semana intensa en la que apenas paramos de rodar y volar cometas para hacer bromas y compartir comidas y buenos ratos… Luis ha compuesto un hermoso video que recoge algunos de los mejores momentos …

¡que ganas de volver!

24 h propulsado por el viento: 135,7 km en el primer intento

Posted in 24 h propulsado por el viento, Mountain & Buggy, Tracción with tags , , , , , on 18 julio, 2012 by kitesandwind

Tras tantos meses de preparación, llegó por fin la oportunidad para la primera prueba completa de 24 horas propulsado por el viento. El lugar, Zalduendo (Burgos), el momento, el fin de semana 7 y 8 de Julio (2012). La lista de cosas no cabía en una página ni casi en dos. Cajas con comida y bebida, cometas, patines, repuestos y herramientas, dos GPSs y varios juegos de luces me acompañaron hasta la campa, ya familiar de tantos buenos momentos vividos allá. Nervios y muchas dudas. Pero por encima de todo, ¡muchas ganas!

Calor, un sol de justicia que abrasa una campa amarilla de hierba seca. El viento fuerte y loco, furioso por las térmicas, cambiante. Tras una hora de organizarme y comprobar cometas y patines, poner la manga de viento y comerme un buen bocadillo decido arrancar a las 15:35 del sabado. El viento sopla  de Oeste (W-SW) entre 16 y 22 nudos, con rachas de mas de 32, tan turbulento y cambiante que decido usar una de las cometas mas pequeñas del arsenal: la Ozone Access de 4 metros. Incluso con esa cometa tan pequeña agarrada del arnés algunas rachas me levantan del suelo. Elijo el mountain mas estable, el Trampa largo, de 35 grados, tabla baja y con ejes de muelles. Ruedas de crucero a plena presión: sacrifico confort por velocidad. mas tarde lo pagaría en tobillos y rodillas.

Las primeras horas transcurren rápido mientras sondeo el estado del suelo y exploro los trayectos mas eficientes. Los tramos mejores para el viento son muy cortos, de menos de 300 metros. Opto por alargarlos hasta 400 metros, pero no puedo irme mas entre los arboles porque alli el viento esta incontrolable y pierdo mucho tiempo en cada cambio de direccion. Mantengo una velocidad media de 17 km/h con puntas de mas de 30 km/h. La cosa marcha.

Primer dolor: el arco del pie comienza a dar tirones y molestias, agarrotándose cada pocos minutos. Por suerte, al ir cambiando de posturas, agachandome, apoyandome en una pierna y luego en otra, y alternando semiflexion con extension total de las piernas, el dolor desaparece a las dos horas. Pero comienzan a doler los tobillos. La vibracion constante sobre la campa reseca llena de pequeños bultos de barro y restos vegetales, y las rodadas de vehiculos que dejaron sus molestas huellas en invierno cuando la campa estaba embarrada y húmeda, comenzaba a repercutir en las piernas. Los neumaticos duros no ayudaban…

 

Primera parada a las 19:40. 70 kilometros y ganas de mas. Bebo frecuentemente de mi “camel bag” y aprovecho la pausa para comer un platano y unas galletas de chocolate. Sigo hasta las 21:30. Seis horas rodando con un viento traidor y violento. Tercer dolor: los dedos  gordos del pie se clavan en el calzado. Me habia dejado las zapatillas algo mas flojas de lo habitual para evitar rozaduras: grave error. En lugar de que el peso del cuerpo se repartiera entre planta, empeine y dedos, el empeine casi no jugaba ningun papel y todo el empuje lateral recaía sobre la punta de los pies, y en concreto sobre las uñas de los dedos gordos. Mas tarde comprobaría que la base de las uñas estarían moradas como si me hubiera dado un martillazo en ellas. Si no hubiera bajado el viento y hubiera podido cambiar a una cometa mayor en la que colgarme un poco, quizá no hubiera podido estar 24 horas apoyado en estas uñas amoratadas y que dolían con fiereza…

 

Con la caida de la tarde baja el viento, asi que subo de cometa. El viento se queda una hora mas a 10 nudos, mucho mas noble y constante mientras comienzan a encenderse algunas luces en las casas del pueblo. Circulo algo mas despacio (15 km/h de media) pero mucho mas cómodo con mi querida Ozone Frenzy de 9 metros. Aparece el cuarto dolor: el tendon rotuliano acusa el cansancio con una molestia suave pero que sería ya constante hasta el final. Anochece. Llegan las ovejas al pueblo. Una de ellas coja, como uno de los perros del pastor. Otra da a luz y se quedaria durante horas en un rincon lamiendo a su corderito y los restos de su propia placenta.

 

Hago una pausa para colocar reflectantes y luces en puntos de referencia a lo largo de la ruta. Resulta facil y rapido pegar los dispositivos leds y la cinta reflectante sobre porterias y pequeños pinchos en el suelo. En la oscuridad de la noche parecia que hubiera montado una discoteca para mi solo. Pero estoy contento, aquello se ve muy bien. El viento baja hasta ser apenas una brisa de unos 3 o 4 nudos. Pero es un viento frio y húmedo, asi que pensé que podria propulsarme unas horas mas. Con mi potente foco agarrado al casco despliego la cometa mas grande que tengo. La ozone Frenzy de 11 metros. Como un fantasma en la noche, la gran cometa se levanta sorprendentemente ligera y rápida. La luna hace aparicion, redonda y naranja  poco antes de las 23:00. El campo huele bien con la humedad de la noche. Las ovejas juntas en un recinto cercano me escuchan ir de un lado al otro y balan nerviosas. El viento afloja aun mas y resulta dificil saber su direccion. Ha rolado a Norte. Hago poco mas de 10 kilómetros en casi dos horas y decido parar. No vale la pena seguir, mucho esfuerzo y pocos kilómetros. Dejo la discoteca encendida y me meto en el coche vestido como estaba, con protecciones y arnes puesto, me cubro con el saco (la temperatura habia bajado a menos de 10 grados) y me quedo dormido hacia las 3 de la madrugada. Me pongo el reloj para despertarme cada hora y comprobar si hay viento. No hay viento en el resto de la noche. Aprovecho las pausas y las despertadas para comer un sandwich, una manzana o un plátano.

 

A las 6:15 de la madrugada del domingo 8 de Julio salgo del coche, me meto un potente desayuno express, despliego la Frenzy de 11 metros y me pongo a rodar. Bueno, rodar es un decir. Estoy mas tiempo de pie parado sujetando la cometa que rodando. cambio de patin, saco el mas ligero de todos, el Trampa corto de 15 grados y ejes skate. Para aligerar peso me quito la mochila con el camel bag. Hacia las 7, con las primeras claridades del domingo llega el pastor con sus ovejas. Habia hecho apenas 10 kms mas. Sigo hasta las 12:00 tras horas de jugar con un viento norte de flojo a muy flojo. No llego ni a hacer 20 kms mas y decido parar: con el avance del día y el calor del sol el viento se vuelve térmico y cambiante sin aumentar nada de intensidad, generando que la cometa se desventara todo el rato. Un total de 135,7 kilómetros en 21 horas con varias paradas. Balance general: una gran experiencia.El equipo funciona, el cuerpo aguanta. Los 240 kms que hizo Dave Plummet en Nueva Zelanda quedan lejos, pero no tanto…